Noticias

 
  • Plentzia cuenta con algo más de 100 locales comerciales y turísticos, por lo que las ayudas han llegado a más del 50% de los establecimientos del municipio.
  • Con este programa de ayudas el Consistorio pretende, por un lado, paliar el impacto económico que están sufriendo las vecinas y vecinos de la Villa por la reducción o cese de sus actividades y por otro, facilitar la reactivación del empleo local.

En los próximos días, el Ayuntamiento de Plentzia abonará un total de 49.500 euros entre todas aquellas Pymes MICRO-Pymes y Personas Autónomas con establecimientos en la Villa que han solicitado la prestación y que cumplen con los requisitos establecidos en la convocatoria de ayudas.

En total, se han recibido 53 solicitudes, de las cuales 42 se han resuelto favorablemente y otras 11 se encuentran en proceso de subsanación de la documentación, puesto que en algunos casos se ha presentado de manera incompleta. Plentzia cuenta con algo más de 100 locales comerciales y turísticos, por lo que las ayudas han llegado a más del 50% de los establecimientos del municipio. En cuanto a las cuantías de las ayudas otorgadas, han oscilado entre los 1.000 y los 3.000 euros, según la valoración técnica realizada del estado de afección del establecimiento.

Fue a mediados del mes de julio cuando el Ayuntamiento puso en marcha esta convocatoria de ayudas con el objetivo de reactivar la economía de Plentzia ante la situación creada por el coronavirus en 2020. “Las últimas semanas han sido muy intensas. Hemos examinado al detalle todas las solicitudes. Estamos satisfechas y satisfechos por el resultado obtenido pero seguiremos trabajando. Las ayudas nunca serán suficientes para paliar los efectos de la pandemia en los sectores comerciales y turísticos de Plentzia, sin embargo, el Ayuntamiento ve imprescindible ofrecer un apoyo moral a las empresas, teniendo en cuenta la capacidad presupuestaria de un municipio de 4.400 habitantes. Continuaremos estando a su lado” ha recordado Elixabete Uribarri, alcaldesa de Plentzia.

Por su parte, Iñaki Saenz de la Fuente, Concejal de Desarrollo Económico, Turismo, Comercio, Empleo, Medio Rural y Euskara, ha subrayado que “el Ayuntamiento ha puesto a disposición del tejido empresarial de Plentzia 150.000 euros en ayudas a establecimientos comerciales para hacer frente al periodo que afectó entre marzo y junio. Sin embargo, los efectos del Covid-19 sobre la economía y las empresas del municipio aún están presente, por lo que los 100.000 euros restantes son la garantía de que podremos realizar nuevas convocatorias en los próximos meses para ofrecer más ayudas al turismo, comercio y servicios de Plentzia”.

El verano comenzó con buenas expectativas para el sector turístico y comercial de Plentzia, sin embargo, los rebrotes y el comienzo de la baja temporada en otoño pueden afectar a la economía de las empresas, por lo que el Consistorio no descarta una segunda convocatoria de estas ayudas para paliar los efectos del covid-19 en la economía de este otoño-invierno.

El montante de 150.000 euros forma parte de la partida de 308.000 euros que el Ayuntamiento de Plentzia aprobó el pasado 3 de junio para la puesta en marcha del Plan para la reactivación del municipio ante los efectos del Covid-19. Un plan que recoge 23 medidas urgentes con el fin de reactivar la economía, el turismo, el comercio, el empleo y la actividad agroalimentaria y artesana de Plentzia.

Asimismo, Saenz de la Fuente ha puesto en valor el programa Plentzia Garatzen. Un servicio de asesoramiento y acompañamiento que se puso en marcha en abril y que continúa ofreciendo apoyo directo y especializado a las empresas del municipio para que puedan beneficiarse de las ayudas y subvenciones puestas en marcha por las distintas instituciones públicas ante los efectos de coronavirus. Hasta la fecha, han sido más de 30 las empresas que han hecho uso de este servicio.

Cabe recordar que en este mandato, el nuevo equipo de gobierno ha apostado por crear una concejalía de Desarrollo Económico, que con esta y otras actuaciones llevadas a cabo este año, demuestran aún con más ímpetu la importancia de que los pequeños municipios también deben trabajar en la promoción y desarrollo del tejido empresarial.